Cojines personalizados ¿cómo hacerlos?

Cojine personalizado

Decides darle un toque personal a tu hogar. Comienzas a hacer planes, renovar el recibidor, tumbar una pared, nuevas lámparas en las paredes, cambiar las encimeras, aplicar molduras en el techo retapizar las sillas… entonces ves los precios y vuelves a la realidad y decides que unos cojines personalizados son suficiente para renovar tu hogar. Así que manos a la obra, veamos cómo hacer cojines personalizados.

Busca profesionales

Es quizás la idea más sencilla, no inventes mucho, solo crea una idea y llévala a algún profesional de la costura, o alguien que al menos si sepa usar una máquina de coser, así te ahorrarás más de un dolor de cabeza innecesario y el resultado será óptimo y personal. Claro, si no tienes mucha imaginación también le puedes encargar a la misma persona que se encargue del diseño. Como dicen, zapatero a sus zapatos.

Desata tu niño interno

Unos cuantos botes de pintura para tejidos y junto con tu niño interno podrás crear cojines personalizados en un instante. Claro, puede tomarte más tiempo dependiendo de lo que quieras hacer. Lo importante es que será único pues lo hiciste tú y nadie más tendrá esos cojines.

Agrega brillos y detalles

Pasa por tu mercería de confianza y compra tantos canutillos y detalles como quieras, no te límites, lentejuelas, bolitas, aros, remaches, cintas, te permitirán hacer diseños únicos que puedes hacer en todos los cojines o hacer un diseño distinto para cada cojín. Tampoco tienes que usar todos los artículos que vendan en la mercería, a veces un sencillo toque de encaje hará la personalización que marcará la diferencia.

Cojín tridimensional

El 3D está de moda, llévalo a tus cojines, con un poco de tela y algo de relleno puedes agregar formas tridimensionales que salgan del cojín y creen algo único. No solo estampes tu nombre en el cojín, escríbele alguna frase interesante.